Aburrido: Liverpool y Arsenal no se hicieron daño en la primera semifinal de la Carabao Cup

admin

admin

Con un jugador menos, el Arsenal consiguió un importante empate en su visita a Liverpool. Los de Klopp sintieron las ausencias por la Copa Africana, y no aprovechó la expulsión de Xhaka al 24′.

En Anfield se disputó el partido de ida de la segunda semifinal de la Copa de La Liga de Inglaterra. Los ‘Gunners’ comenzaron generando algunas ocasiones de peligro en el área del conjunto local, sin embargo, con el pasar de los minutos el Liverpool tomó el dominio total del partido comandados por un desequilibrante Takumi Minamino.

Esta situación se complicó aún más, producto de una falta agresiva por parte de Granit Xhaka, que impactó de forma peligrosa el pecho de Diogo Jota en un prometedor contrataque. El árbitro del partido decidió que la infracción merecía tarjeta roja, dejando al Arsenal con 10 jugadores en cancha por más de una hora de juego.

El primer tiempo acabó en empate y a pesar de contar con menos jugadores, el Arsenal supo ordenarse y generar incluso ocasiones peligrosas en área local.

El segundo tiempo empezó con un equipo visitante dominando el juego, los dirigidos por Mikel Arteta generaron un par de ocasiones claras de gol, una de las más claras se dio en el minuto 71, cuando Bukayo Saka realizó un remate adentro del área, el cuál fue atajado por Allison Becker.

Los últimos 10 minutos del partido fueron de dominio total del Liverpool, que tuvieron la opción de gol más clara del partido con Minamino. El japonés falló de manera insólita al rematar sólo por encima del arco en el minuto 89. En los 5′ finales los dirigidos por Jürgen Klopp generaron un par de ocasiones peligrosas que fueron controladas por el portero Aaron Ramsdale.

A los 95 minutos, se pitó el final del partido en Anfield, ambos equipos definirán la serie en el Emirates Stadium, el próximo jueves. Los de Klopp desperdiciaron más de una hora con un jugador más. Se sienten las ausencias por la Copa Africana de Sané, Mohamed Salah y Nabi Keïta.